Séptima Entrada

Septima Entrada

BIEN.- En lo deportivo, el Juego de Estrellas celebrado en Culiacán la tarde del sábado anterior, fue un éxito en lo deportivo. Se alaba la asistencia de los jugadores convocados, ya que fue por una causa justa. Ayer tocaba en la Sultana del Norte donde se esperaba una gran asistencia, pues en la preventa se estaban vendiendo a gran ritmo los boletos.



MAL.- La asistencia al nuevo estadio de los Tomateros, no registró el lleno esperado, ya que los boletos no fueron caros, más bien con precios módicos, pero el inmueble se veía, a través de la televisión, con bastantes huecos aun cuando es un estadio grande, era evidente la poca afluencia de aficionados aunque se dijo antes del encuentro, que había bastante expectación.
MALA.- ¿Sería, la baja asistencia en el estadio de Culiacán, por la mala promoción que hicieron del Juego de Estrellas?. Pudiera ser. Tal vez por las premuras del tiempo, pues no hay que olvidar que el multicitado juego se ideó no hace mucho tiempo y no tuvieron mucha oportunidad de trabajar en la promoción como debe de ser. Tal vez.
EXTRAÑO.- No hay duda que la organización de Tomateros, es una de las mejores no solamente de LMP. Goza de gran fama a nivel nacional. Aun cuando los que ahora están encabezando tienen escasa experiencia, pues entraron después del fallecimiento del hermano mayor, Juan Manuel Ley, han demostrado tener las tablas para dar mucho de qué hablar.
POCOS.- Hablando solamente de LMP, pocas son las organizaciones que trabajan con verdadera planeación de sus respectivos equipos. Podríamos citar a los mismos Tomateros, Naranjeros, Águilas y Charros. Es decir, las cuatro organizaciones son capitales de los cuatro estados que participan en el frígido circuito y son, según las estadísticas de LMP, las que más aficionados llevan a sus estadios.
RECURSOS.- No faltará quien afirme que para poder planear un buen equipo, se ocupan recursos. Estamos de acuerdo. Pero esos recursos salen también de sus trabajos en pos de convenios publicitarios. El que bien trabaja, arma buenos equipos y bien le va con las asistencia de sus seguidores. Pero no es eso, solamente, lo que se necesita para presumir de una buena organización.
EL TRATO.- ¿Se ha preguntado usted si todos los directivos de LMP tienen un gran trato con sus aficionados?. ¿Si se preocupan por brindarles un buen trato?. Un trato que pocas organizaciones tienen. Un ejemplo a seguir, es el de Toros de Tijuana. Tienen una real preocupación por los aficionados que son, al final de cuentas, los que sostienen el espectáculo. Tal vez en Monterrey exista algo similar o cercano a eso.
MAL.- Hay organizaciones que tratan mal a sus seguidores. Eso de impedir que lleven unas papitas, un frasco de agua o refresco, puede resultar contraproducente. Por qué ser tan estricto en ese aspecto cuando lo ideal es que mejor reciban un trato de primera. Lo mejor es que busquen la forma de llevar aficionados al estadio. Promocionar, con grandes ideas hasta donde sea posible, buscando tener mejor afluencia en el inmueble, para que ese mismo público, consuma lo que se oferta en el parque.
CARO.- Deben tomar en cuenta que este espectáculo es caro. ¿Cuánto le gusta a usted para que gaste un jefe de familia que lleva a su esposa y dos hijos?. Aparte de los boletos, hay que comprar refresco, golosinas, etcétera. Con precios caros, es muy difícil que asistan a ver el espectáculo que es de su preferencia sobre todo en estos rumbos. Y eso de esculcarles hasta las bolsas de las damas, es inconstitucional.
BAJOS.- Deben, por otro lado, cobrar menos a los vendedores de productos dentro del estadio. Para que de esta forma, esos vendedores no den muy caro. Un refresco, ¿cuánto cuesta?. Hasta veinte pesos de los más chicos, por supuesto. ¿Por qué impedir que los que venden cacahuates se acerquen a ofertarlos en las afueras del estadio?. No hay que ser.
ALEJAN.- Todos esos detalles que citamos, no hacen más que alejar a los aficionados de los estadios. Y luego se quejan que no hay apoyo del fiel seguidor, cuando no se ponen a pensar que ellos son los que propician esas situaciones. Quieren, es del dominio público, todo para el ganador y así, la verdad, no se puede. Si se ponen a pensar, llegaran a la conclusión que más les conviene. Las actitudes de directivas como Mexicali, Hermosillo, Culiacán y Guadalajara, son ejemplos a seguir. Por supuesto que también Monterey y Tijuana, entre otras, de LMB. ¡Les falta mucha asesoría!.
¡¡BUENOS DÍAS!!
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.



.

Creada Por: Solo Béisbol México®. Valido XHTML y CSS.