Séptima Entrada

Septima Entrada

PROBLEMAS.- Vaya problema el que está viviendo el equipo de Medias Rojas, que es señalado de estar robando señales de los contrarios para beneficiar a sus bateadores que son enterados de los pitcheos que les servirán. Y fue Yankees el que empezó con las sospechas que, al parecer, están dando la razón y que pudieran afectar al equipo de Boston.



PROHIBIDO.- Es sabido que está prohibido tener cámaras de videos en los dugouts de los equipos de MLB. Y en la caseta del equipo Medias Rojas, se empezó a ver que la tenían, al menos una. Eso despertó sospechas de Yankees que vieron cómo ciertos bateadores del equipo patirrojo, conectaban con cierta facilidad lanzamientos difíciles, sobre todo con corredores en posición de anotar.
AFECTA.- Sin duda que el problema anterior, podría afectar a Medias Rojas que siguen de líderes de la división este de Liga Americana. Hasta ayer Yankees, que está en segundo lugar, los acechaba una vez más y de no ordenar sus ideas los jugadores de Boston, podrían verse más amenazados por los pupilos de Joe Girardi que están buscando la forma de regresar al primer sitio donde ya estuvieron hace unos meses.
LESIÓN.- Bastante preocupación deben tener en el equipo de Cachorros por la lesión de su as Jake Arrieta, mismo que abandonó el juego del lunes en la tercera entrada debido a una fuerte dolencia en una de sus piernas. No han dicho la gravedad de lo que le sucede al derecho de 31 años, que al término de esta temporada, se convertirá en agente libre.
GRANDE.- Tal vez sea algo que no pase de un susto, pero si Arrieta no puede seguir subiendo a la loma del equipo campeón de la pasada Serie Mundial, sería una baja sensible para John Maddon y su conjunto. La experiencia de Jake, más su calidad arriba del cerro de las responsabilidades, es de sobra conocida. Tal vez se trate de un susto solamente.
SIGUEN.- Cachorros es un equipo que busca terminar en primer lugar de la división central del viejo circuito, no obstante que Cerveceros, hasta ayer, marchaba en segundo lugar, pero apenas a tres juegos y medio de los campeones. Se augura un gran cierre de temporada regular ya que nada está decidido y cualquier cosa pudiera suceder. Aunque existe la opción de ser uno de los dos comodines que irán a postemporada. Cerveceros y Diamantes tienen la oportunidad, sin descuidar a Marlins.
MOLESTIA.- Desconocemos el resultado de Dodgers ayer ante Diamondbacks de Arizona, pero esa racha mala en que han caído, algunos la relacionan con cierto malestar de ciertos jugadores por la llegada de nuevos elementos que la organización buscó con el fin de reforzarse y llegar muy fuertes a la hora de los juegos importantes del mes de octubre.
NO.- Se desconoce de dónde salió la versión que habla de ciertas molestias de algunos jugadores del equipo de Dave Roberts. Muchas veces son versiones infundadas, pero no hay que olvidar que “cuando el río suena....”. Sería lamentable que fuera algo verídico en el equipo que tiene miles de seguidores, inclusive en nuestro país que los siguen en grandes cantidades.
GUSTÓ.- Tal como se esperaba, muchos aficionado nos han escrito, otros mediante llamadas telefónicas, para expresar lo gratificante de la idea de la directiva de Yaquis de Ciudad Obregón en galardonar a cuatro ex jugadores que en su momento aportaron su granito de arena para la causa de la tribu. Desde luego que cada uno en distinta época.
FECHAS.- Por cierto, acabamos de recibir un boletín del nuevo encargado de prensa de la organización de Ciudad Obregón, donde nos dice las fechas en que cada uno será entronizado al Recinto Histórico denominado Alfonso Robinson Bours. En el mes de octubre serán inmortalizados dos y en noviembre, los dos restantes. Más adelante daremos las fechas exactas.
EL RECORD.- Por muchos años, Moisés Camacho fue el dueño del record de más cuadrangulares en una temporada para un segunda base con 29. Esto fue en el año de 1963 jugando para Pericos de Puebla, hasta que en el año del 2005 Carlos “Chapis” Valencia impuso uno nuevo que hasta la actualidad perdura. Fueron 32 batazos de cuatro esquinas, jugando para los entonces Potros de Tijuana.
CORREO.- Juan Ceniceros De Ávila, de Esperanza, Sonora, nos escribe muy emocionado pues es sobrino de Moi Camacho y recuerda que cuando jugó para Yaquis y después estando como manejador, solía visitar a su señora madre (QEPD) que era su prima hermana. Y su esposo, Don Miguel Ceniceros, “se encuentra contento por la inmortalización de su cuñado al que aprecia bastante”, nos dice.
¡¡HASTA MAÑANA!!
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.



.

Creada Por: Solo Béisbol México®. Valido XHTML y CSS.