Desde La Butaca

¿Y un mexicano para cuando?

Cada año durante las entronizaciones al Salón de la Fama, nos hacemos la misma pregunta ¿Cuándo será el día que un mexicano ocupe un nicho entre los inmortales?



Con dolor del alma, somos concientes que es sumamente difícil, ya que el camino hacia Cooperstown es muy complicado, más aún para los latinos, aunque en los últimos años han llegado algunos como el puertorriqueño Iván Rodríguez(2016) los dominicanos Pedro Martínez(2015) y Vladimir Guerrero(2018). Además de ellos encontramos a Roberto Alomar(PR-2011), Tony Pérez(Cuba-2000), Orlando Cepeda(PR-1999), Rod Carew(Panamá-1991), Luis Aparicio(VEN-1984), Juan Marichal(RD-1983) y Roberto Clemente(PR-1972).


Muchos en México piensan que Fernando Valenzuela debería estar, pero en honor a la verdad al sonorense le faltaron más años de excelencia, entre los que saben, aseguran que un jugador debe tener por lo menos 10 temporadas de primer nivel para tener reales oportunidades de llegar, lamentablemente ese no fue el caso del “Toro”. Fernando apareció en las boletas por primera vez en el 2003 y el 2004 con solo 3.8% quedo fuera de futuras votaciones(Se necesita mínimo el 5% para continuar).


Sin embargo existe una remota posibilidad: ser inducido por el Comité de Veteranos. Este método aplica cuando un jugador quedo fuera de las papeletas y 20 años después de su retiro puede ser beneficiado por medio de este conducto. Estas inducciones se dan cada 4 años.
Fernando Valenzuela se retiró en 1997 por lo que ya es elegible. Este año Jack Morris y Alan Trammell fueron galardonados por el Comité de Veteranos.
Pero, ¿Qué argumentos tiene Valenzuela para ser considerado?

 

Sus números en ganados y perdidos no son impresionantes 173-153, pero cuando nos damos cuenta que sus 173 triunfos son la segunda mayor cantidad entre zurdos latinos detrás del cubano Mike Cuellar, nos da otra perspectiva. Su 3.54 de porcentaje de carreras limpias es respetable(mejor que el 3.90 de Morris), además sus 133 juegos completos y sus 31 blanqueadas en 424 aperturas(Morris 28 en 527) representan un porcentaje muy superior al de otros pitchers estelares. Por ejemplo Greg Maddux quién debuto en 1986, en 740 aperturas completo 109 juegos y receto 35 lechadas.

 

El “Toro” fue líder en la Liga Nacional en los 80’s con 126 victorias y 91 juegos completos, de todas las Mayores en blanqueadas con 27. Además está considerado uno de los pitchers que mejor conectaba la bola, en 936 turnos bateó para 200avg. 10hr. y 84cp. Fue utilizado en varias ocasiones como bateador emergente, también fue ganador del guante de oro y asistió a 6 juegos de estrellas.


A todo esto se debe sumar el gran impacto que generó en 1981, al momento sigue siendo el único lanzador es ganar el “Cy Young” y el “Novato del Año” en la misma temporada. La “Fernandomania” fue un fenómeno que invadió las Grandes Ligas por completo y que además marco a toda una generación de aficionados mexicanos.


Aparte del “Toro” esta Vinicio Castilla quien apareció en el 2012 en las papeletas sin pena ni gloria, pero al “Vinny” le faltan 9 años más para ser considerado.


De los mexicanos en activo, quién pudiera ser un aspirante es Roberto Osuna, quién a sus 23 años ya ha impuesto algunas marcas como cerrador y de mantenerse en ese rol de manera exitosa, en un futuro podría ser el primero.


No queda más que darle tiempo al tiempo y esperar ayuda divina.


Que tengan un excelente día.


Hermosillo, Sonora a 30 de julio del 2018.


Dr. Tomas Alonso López Ríos


Director de www.solobeisbol.mx


Email: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.


Twitter: @solobeisbolmx



.

Creada Por: Solo Béisbol México®. Valido XHTML y CSS.