Desde La Butaca

"El Factor Desequilibrante" ¿Cañones Apagados?

En el Béisbol actual un arma tan letal como la velocidad pareciera que ha pasado a segundo plano. Sin dudas el jonrón es el rey de los batazos y los peloteros han ido cambiando con el correr de los años y en aras de tener más poder y conectar más cuadrangulares han dejado de lado ese factor tan desequilibrante que es la rapidez en los senderos.



En Grandes Ligas es raro ver que roben más de 40 bases, pero cada vez es más común peloteros con 20 o más jonrones; por ejemplo este 2017 solo 3 jugadores lograron más de 40 estafas: Dee Gordon(60), Billy Hamilton(59) y Trea Turner(44) los 3 de la Liga Nacional, en la Americana el líder fue Whit Merrifield con apenas 34.


El récord de robos es de 130 de Rickey Henderson en 1982. En los últimos 25 años quien más ha conseguido en una temporada es Kenny Lofton en 1996 con 75.


El Béisbol Mexicano nunca se ha distinguido por su rapidez, por lo general esas dosis de velocidad son aportadas por jugadores extranjeros. La marca de robos en LMP es de 59 impuesta en la temporada 1984-85 por Mike Cole con los extintos Algodoneros de Guasave. En los últimos 25 años quién más se le ha acercado es Jeremías Pineda quien la campaña pasado consiguió 31. El mexicano más reciente en conseguirlo es Alfredo Amezaga con 17 en el 2005-06.


Pero al hablar de velocidad no solo nos referimos a los robos de base, un equipo veloz tiene más posibilidad de ponerse en las bases, de romper doble plays, de conseguir la base extra, de anotar más carreras y de provocar errores del rival.


Este año, los Tomateros de Culiacán han exhibido una agresividad notaria cuando de correr se trara, lo que les ha repercutido en importantes victorias. Mientras la temporada anterior fueron los quintos en robos(30) y los segundos en batear para doble plays(67), ahora ocupan el primer lugar en estafas con 34(compartido con Venados) pero a diferencia de Mazatlán quienes cuentan con el velocísimo Jeremías Pineda líder absoluto con 19, Tomateros tiene muy repartido este departamento. Además son los segundos en toques de sacrificio.


Lo que llama más la atención es que hubo pocos cambios en el roster, entonces ¿cuál es la diferencia de un año a otro? Benjamín Gil ha mostrado ser un manager atrevido, pero a su lado en la banca tiene a Darrell Sherman(coach de bateo) quién era un demonio en los senderos y sin dudas debe estar pasando tips a sus jugadores de cómo moverse cuando se encuentren en circulación. Es notable como hasta los tipos de en medio están corriendo las bases como Sebastián Elizalde(8), Joey Meneses, Josh Fuentes y Ronnier Mustelier con 4 robos cada uno.


Si bien Tomateros han adolecido de poder, al ser el club con menos jonrones conectados(11), en un parque como el suyo donde no vuela tanto la pelota, están sacando bastante provecho del factor velocidad y al momento junto con su hermético pitcheo los mantiene en la parte más alta del standing y con buenas posibilidades de terminar la primera mitad en el sitio de honor. El ejemplo más claro de cómo ganar corriendo, lo mostro Sebastían Elizalde cuando el pasado martes en una jugada de bateo y corrido y con algo de complacencia del jardinero derecho anoto desde primera base con un sencillo, dejando tendidos en el terreno a Mexicali.


Cañones Apagados


A punto de culminar la primera vuelta llama la atención que varios peloteros de quienes se espera su buena dosis de cuadrangulares siguen sin poder volarse la barda o han conectado muy pocos “estacazos”.


Se entiende que muchas veces las lesiones o enfermedades te pueden mermar, como en el caso de José Amador líder la pasada temporada y que al momento solo ha conectado 3. Pero es raro que a estas alturas Saúl Soto, Esteban Quiroz, Leo Heras, Yunesky Betancourt e Isaac Rodríguez sigan buscando su primer batazo de cuatro esquinas.


Pero no solo ellos andan con el “power” diezmado, otros que están quedando a deber en cuanto a “Palos grandes” son Carlos Muñoz, Ronnier Mustelier, Xorge Carrillo, Ramón Urías, Alex Liddi y Niko Vázquez con uno, además de Joey Meneses, Efrén Navarro, Quincy Latimore y Yadir Drake con dos.


Al momento los líderes son Bryce Brentz y Jovan Rosa ambos con 7 y todo apunta a que se tendrá un campeón con una cantidad baja de “bambinazos”, tendencia que se ha venido marcando desde el 2012-13 cuando Jesse Gutiérrez conecto 20. Un año después Brian Burgamy pego 15, enseguida Japhet Amador con 13, el 2015-16 repitió el “Gigante de Mulegé” con 15 y el año pasado el “Chapo” también con 15.


Que tengan un excelente día.


Hermosillo, Sonora a 16 de noviembre del 2017.



.

Creada Por: Solo Béisbol México®. Valido XHTML y CSS.